martes, 30 de enero de 2007

Están locos estos romanos...

   Para mi cumpleaños mi mujer me regaló un monitor TFT para jubilar el antiguo CRT que tengo actualmente. Como ya sabe que cualquier cacharro tecnológico que entre en casa tiene que pasar por mi supervisión prefirió darme un "vale por..." y así elegía yo el monitor que más me gustase. Llevo ya algún tiempo mirando y comparando precios (tampoco me quiero gastar mucho) y ayer después de salir del curro me iba a pasar a por él a PCBox. Poco antes de llegar me llamó mi mujer y me dijo que en Mediamarkt y sólo durante el día de ayer te descontaban el IVA a todos los artículos. Ojo que el IVA no es descontar el 16%, sino que es calcular la base imponible (que es algo menos), pero en fin, eso es otro tema...

   Así que nada, cuando llegó del trabajo cogimos el coche y nos pasamos por el Mediamarkt de Getafe. Lo primero que vimos es que había muchísimos coches y al final después de varias vueltas dejé el coche en doble fila y entré yo sólo al Mediamarkt.
A partir de aquí comienza la historia de terror. Las colas de la gente esperando para pagar llegaban hasta el final de Mediamarkt. Estaban casi todas las cajas abiertas y casi no se podía ni andar. Yo simplemente vi que no había ningún monitor que me interesara, pero de todas formas no estaba dispuesto a esperar 2 horas de cola por ahorrarme 30 euros, mi tiempo vale más dinero.

   Lo que quería era hacer una reflexión: ¿realmente la gente necesitaba todo lo que estaba comprando?. Había mucha que llevaba la tele de plasma, el home cinema, la tostadora, el microondas,... Es probable que algunas personas estuvieran en una situación parecida a la mía y no les importase esperar un par de horas por comprarse algo de 1000 euros o más, pero no lo entiendo. Cuanta gente habrá llegado a casa con su nueva tele de 1000 euros por la que habrá pagado 862 euros y le habrán dicho:
- Pero la necesitábamos?
- Hombre!, es que me he ahorrado 140 euros!!
- Ya, pero te has gastado 862 euros en algo que no necesitabas.

En fin, pleno afán consumista...

1 comentario:

Jose dijo...

Si, era buenísimo, parecia la guera. Había zonas que parecían arrasadas y gamas enteras de productos agotados. De las teles de plasma sólo quedaban las de tamaños burrísimos, toda la gama media 30-40' de marcas convencionales se habían vendido, y por los palés que quedaba en el suelo creo que podían haber sido varios cientos. Impresionante, pero tambien es verdad que la rebaja era una pasada.
Por cierto, estoy esperando el post de la fonera ;)

Publicar un comentario